Tips para prevenir el molesto acné

Tips para prevenir el molesto acné de tu cara

Primero debemos saber que el acné es un padecimiento dermatológico que consiste en pequeñas inflamaciones en la piel, comúnmente en la cara y en ocasiones en pecho y espalda. Para quienes lo padecen, puede llegar a afectar incluso en el autoestima.

Pero… ¿Cómo podemos evitar el acné? ¡Es muy sencillo! solo hay que seguir un buen hábito de limpieza y cuidados para la piel que a continuación te detallamos.

Entre las principales rutinas de limpieza para prevenir el acné y cuidar nuestra piel, se encuentran los siguientes puntos importantes:

  • Lavar la piel por las mañanas y por las noches con un dermolimpiador apropiado para el tipo de piel de cada uno, de preferencia de grado dermatológico. Existen  dermolimpiadores o astringentes con ácido salicílico que ayudan a exfoliar a profundidad los poros y evitar que se obstruyan, ya sea por la grasa natural de la piel o por el maquillaje.
  • Lavar el cabello todos los días, especialmente si es grasosos ya que ese mismo sebo puede favorecer la acumulación de impurezas y grasa en la zona de la frente y sienes. De preferencia, no usar “flequillo” o cabello que caiga directamente en la cara.
  • Desmaquillarse antes de ir a dormir, no dejar el maquillaje de un día para otro.
  • Afeitar con cuidado. En el caso de los varones, de preferencia usar rasuradora eléctrica o navaja y asegurarse que la hoja esté bien afilada. Utilizar agua y jabón o crema para afeitar.
  • Evite los astringentes con alcohol que resequen la piel ya que la piel necesita mantener su humectación natural y al estar tan seca, comienza una sobre-producción de grasa.

Además de las rutinas de limpieza, existen otros puntos importantes que hay que tomar en cuenta:

  • Elegir un maquillaje adecuado que sea “no comedogénico” e hipoalergénico, es decir, que no obstruya los poros o cause alguna reacción alérgica, pero sobre todo, no compartirlo para evitar contaminar o ser contaminado de bacterias de acné.
  • No aplicar cremas o cosméticos demasiado grasosos o elaborados con aceite. No use aceite para retirar su maquillaje.
  • No exprimir los brotes. En caso de que haya brote, evita exprimirlo ya que puede dejar una cicatriz de acné o mancha en la piel.
  • Beber agua natural para eliminar todo lo que no sirve en el cuerpo.
  • Ejercitarse para eliminar toxinas y mantener una adecuada circulación sanguínea.
  • Evitar el estrés, es una de las causas que empeora cualquier mala condición en la piel.

Otro factor importante que hay que tomar en cuenta y que tenemos que evitar, es el calor,  ya que cuando aumenta la transpiración y la producción de sebo en la piel que mezclados con el polvo del medio ambiente o inadecuado maquillaje, tapan los poros y provocan brotes.

Es por eso que durante el verano la piel debe de ser tratada con mayor cuidado y mantenerla siempre limpia e hidratada. Una buena idea es limpiar el sudor con una toalla facial y procurar cambiarla continuamente durante el día para que no guarde bacterias.

Para prevenir el acné, también es importante llevar una alimentación equilibrada, sin excesos de grasa y sobre todo, nutritiva que le permita al cuerpo absorber todas las vitaminas y minerales.

Dentro de las recomendaciones alimentarias, se aconseja el consumo de los ácidos grasos omega-3 ya que ayudan a disolver la grasa y tienen propiedades antiinflamatorias que ayudan a reducir las lesiones causadas por el acné. Estos se encuentran principalmente en el pescado, en las semillas de chía, por mencionar algunos. Además de los ácidos grasos omega-3, otro producto recomendado para consumir, son los ricos en betacarotenos que tienen propiedades antioxidantes y ayudan a controlar la sobreproducción de sebo, por ejemplo las zanahorias, duraznos, calabazas, brócoli, espárragos, espinacas, etc.

Recuerda que existen otras medidas de higiene para evitar no solamente el acné sino cualquier otra bacteria, como no tocarse la cara con las manos sucias, cambiar regularmente las sábanas y fundas de las almohadas, utilizar a menudo exfoliantes, ya sea con ácido salicílico, caseros o mascarillas.

Así, les recomendamos acudir con su dermatólogo a los primeros signos de brotes de acné para recibir un tratamiento oportuno y evitar complicaciones. Recuerda que el acné detectado a tiempo es muy fácil de tratar.

 

 

 

 

 

 

 

Relacionados